El Hospital Néstor Kirchner volverá a contar con un angiógrafo

El Hospital Néstor Kirchner volverá a contar con un angiógrafo

En una jornada histórica, Cañuelas inició formalmente la recuperación del angiógrafo que fue retirado en diciembre el 2017 como resultado de una decisión inconsulta de la exgobernadora María Eugenia Vidal. Este viernes, en el Hospital Regional Néstor Kirchner, se llevó a cabo el acto de apertura para la obra de acondicionamiento del espacio donde se instalará la aparatología y funcionará el Servicio de Hemodinamia.

“Este hospital fue inaugurado en el gobierno de Cristina; y luego el gobierno que siguió intentó vaciarlo"

Tras el acto administrativo, se realizó un acto que contó con la presencia de la intendenta Marisa Fassi, el viceministro de Salud de la Nación, Alejandro Collia; el administrador de Vialidad Nacional, Gustavo Arrieta; el Director Provincial de Hospitales, Juan Sebastián Riera; la Intendenta de Presidente Perón, Blanca Cantero; el intendente de Las Heras, Javier Osuna; el presidente del Consejo de Administración del Hospital, Dr. Sergio Alejandre y el Director Ejecutivo, Dr. Diego Cerrudo, entre otras autoridades locales, funcionarios, concejales y concejalas, consejeros y consejeras escolares.

Marisa: “Este es un logro colectivo”
“Este hospital fue inaugurado en el gobierno de Cristina; y luego el gobierno que siguió intentó vaciarlo. Quisieron hacernos creer que no era necesario abrir hospitales, y no lograron hacer que funcionará en más de un 10 por ciento”, expresó la intendenta Marisa Fassi a la hora de hacer uso de la palabra.
“Nosotros, durante la pandemia, en sólo cuatro meses conseguimos ponerlo en total funcionamiento; triplicamos el personal, incorporamos nuevos servicios y  cuatriplicamos el presupuesto, porque sin recursos es imposible”, dijo la jefa comunal. 

La intendenta se refirió también a la decisión de la exgobernadora Vidal de retirar el angiógrafo, y destacó la importancia de la negativa de la comunidad a que ese proceso de vaciamiento continuara, recordando el abrazo al hospital que en su momento motorizaron ATE y la CTA de Cañuelas, cuyos referentes se hallaban en el público. “Hay que agradecer eternamente a la comunidad de Cañuelas porque este es un logro colectivo”, sintetizó Marisa Fassi. 

“Tenemos que seguir trabajando junto a los intendentes e intendentas de la Cuenca para potenciar cada año a este hospital que es referencia en la región. Recuerdo cuando vino Axel a cerrar su campaña, y asumió el compromiso de recuperar el angiógrafo. Acá estamos, lo recuperamos y con el trabajo mancomunado del gobierno Nacional, Provincial y los Municipios, y po supuesto el personal profesional y no profesional que son el corazón de este hospital”, agregó la intendenta.

Collia: “El derecho a la salud es para nosotros un principio ideológico”
En tanto, el viceministro de Salud, Alejandro Collia saludó a Marisa como “la mejor intendenta de la historia de Cañuelas” y saludó a los funcionarios y especialmente “a los trabajadores y trabajadoras que son el corazón del hospital público” a quienes agradeció por el enorme trabajo y compromiso realizado durante la pandemia.

“Este fue uno de los hospitales del País con mayor cantidad de respiradores en uso durante la pandemia. Vaya mis felicitaciones por todo lo que hacen para que este hospital pueda crecer; ver lo que ha crecido en materia de servicios es maravilloso”, destacó Collia.

El viceministro de la Nación recordó también el proceso de apertura y el retiro del angiógrafo: “se ven claramente dos imágenes bien diferentes: a quienes se desentendían de la salud de la gente, algo que a mi entender es una inmoralidad, porque la dirigencia política no puede poner en valor la mezquindad de hacer política perjudicando a la gente y mintiéndole descaradamente como lo hacen día tras día”. “Por otro lado está la decisión política del Presidente, la Vicepresidenta, el Gobernador y los Intendentes que pudieron hacer que este hospital se pusiera en marcha en poco tiempo en forma completa”, agregó el viceministro.

“Esa es la diferencia entre un estado ausente y un estado presente que trata de generar igualdad de oportunidades para todos y todas, y que entiende que el derecho a la salud es un principio ideológico”, agregó.

“Se llevaron el angiógrafo en medio del proceso de endeudamiento más grande de la historia”

Una obra con un fuerte componente emocional y político
En el comienzo del acto, el Director Ejecutivo del Hospital, Diego Cerrudo, describió que en comienzo de la jornada se realizó la apertura de los sobres de la convocatoria para la licitación de la obra civil de readecuación del espacio para el funcionamiento del Sector de Hemodinamia.

“Esta obra tiene un fuerte componente emocional, social y político”, sintetizó Cerrudo como paso previo a la visualización de un video institucional en el que se contó el proceso de creación y apertura del Hospital, y el posterior retiro del angiógrafo en el marco de un proceso de desmantelamiento de la Salud Pública iniciado a fines del 2015, cuya máxima expresión fue la degradación del Ministerio de Salud al rango de Secretaría, ejecutada por el expresidente Mauricio Macri.

En el video se puso énfasis también el rol que el Hospital Kirchner tuvo durante la pandemia por el Nuevo Coronavirus, durante la cual más de 1.500 vecinos y vecinas fueron hospitalizados en el centro de Salud. De un total de 180 camas, pudieron acondicionarse 52 camas “críticas” con recursos tecnológicos, capacidad estructural y requerimientos de ventilación mecánica.

“Inmersos en los objetivos de cumplir con un plan sanitario, hoy estamos licitando la obra de infraestructura necesaria para la instalación del nuevo angiógrafo, ya adquirido por el Gobierno Nacional”, resumió también la pieza de comunicación oficial, que dio cuenta de la importancia de contar con un angiógrafo para atender las patologías cardiovasculares que se producen en la región.

En la misma línea, del presidente del Consejo de Adminitración, Sergio Alejandre, destacó la actual gestión del Hospital, y la constante apertura de servicios que se llevó a cabo desde principios del 2020.
“Habíamos pensando en un proyecto de cuatro años, para darle respuesta a las necesidades de todos los distritos de la región, y empezamos a ver lo que pasaba en el mundo con el Coronavirus”, contó el funcionario.

“En ese contexto, hubo una decisión política, y no sólo se puso en marcha el hospital sino que además se sumaron nuevos servicios. Quiero expresar mi sincero agradecimiento a las autoridades políticas, porque si no hubiera sido por los intendentes, los ministros, secretarios y autoridades de salud que hicieron posible el presupuesto que tuvimos para enfrentar la pandemia y que nos permite proseguir en esta línea, esto no sería posible”, cerró.

Arrieta: “Se llevaron el angiógrafo en medio del proceso de endeudamiento más grande de la historia”
Por su parte, el Administrador de Vialidad Nacional, Gustavo Arrieta aseguró que “este es un un nuevo hito en la construcción de un camino que nunca tendríamos que haber abandonado; pero las políticas públicas son así tienen etapas de consolidación, de discusiones, de debates, de tensiones de profundos avances y de dolorosos retrocesos”.

Arrieta hizo un repaso histórico que inició en el año 2009 con el sueño de Néstor Kirchner de construir en Cañuelas un hospital para toda la región, y destacó “la visión, la sensibilidad, la empatía, la lectura de alguien que había gobernado desde el territorio”.

“Me parece importante hacer este ejercicio porque hay que ver los costos que tienen para las sociedades estas cuestiones, y en este esquema sólo nuestros concejales votaron a favor de recuperar el predio para construir un Hospital Regional, hostigados por un sector de la prensa y por algunos grupos que formaban parte del esquema de beneficios que generaba tener una tosquera ilegal en este lugar”, agregó Arrieta.  

Además interpeló a la prensa que publicaba en ese entonces versiones sobre la construcción en el predio de un casino, un bingo y hasta un depósito de soda cáustica diciendo que "lo que en realidad molestaba a algunos sectores era la posibilidad de construir un atajo hacia el futuro en términos sanitarios y de construir un Hospital en Cañuelas”.

Arrieta también se refirió a que la oposición, a pesar de haberse opuesto a la recuperación del predio y la construcción del hospital, tuvo la posibilidad de administrarlo y no pudo en cuatro años lograr su apertura completa: “perdieron la oportunidad histórica de demostrarnos a nosotros que nuestros peores prejuicios no eran ciertos”, sintetizó.

“El 27 de diciembre de 2017 en el proceso de endeudamiento más importante que vivía un país en occidente a lo largo de la historia del mundo mientras se endeudaron en 45mil millones, se robaron el angiografo, se lo llevaron al angiografo, nos desaparecieron el angiografo de un dia para el otro, mientras se endeudaban en 45 mil millones de dólares que nunca vimos porque se los fugaron”, manifestó también el funcionario cañuelense.