Ser militante es...

Ser militante es...

Y un día entenderás que militar es un ejercicio llano, sin desniveles, a los pedestales lo fueron inventando los falsos militantes que decidieron lucrar con ese sentimiento y lo utilizaron para conservar sus privilegios partidarios.

Ser militante es mirar de frente a cada compañero, es atender sus necesidades, responder sus mensajes, es no creerse con más derechos que nadie, es aceptar la crítica, es generar las condiciones para que todos crezcan y se desarrollen.

Ser militante es creer en las personas más que en los cargos, es dejar de lado las investiduras para llegar a un compañero con una respuesta o una solución, es atreverse a mirar la realidad desde el ojo de los demás compañeros.

Ser militante es transitar la gestión con humildad, es tener el reparo de no utilizar la ideología para la perpetuación personal, es alentar y favorecer el trasvasamiento generacional, es formar cuadros más que complacientes aduladores.

Ser militante es pensar en el conjunto por encima de uno mismo, es tener gestos, grandeza, renunciamientos, es no cobijar envidias ni utilizar la venganza como herramienta disciplinatoria, es pensar que el otro es UN COMPAÑERO.

FELIZ DÍA A ESOS MILITANTES...